Los primeros pobladores de Madrid eran vecinos del Ensanche

Los primeros madrileños, los carpetanos, escogieron un lugar muy próximo al Pau de Vallecas para levantar su asentamiento, el Cerro de la Gavia.


Recreación de la vida de los asentamientos carpetanos de la península ibérica perteneciente a la colección del Museo Arqueológico Nacional
Reconstrucción de la vida del pueblo carpetano. Archivo del Museo Arqueológico Nacional.

Los primeros pobladores de Madrid eran, ni más ni menos, vecinos del Ensanche de Vallecas. Fueron los que enseñaron al territorio madrileño a explotar lo que la naturaleza les ofrecía sin llegar a agotarlo. Sus avances técnicos en agricultura y ganadería les hicieron tener un modo de vida sostenible, el cual les llevó al sedentarismo.


La antigua capital de nuestros vecinos del Ensanche fue la legendaria “Mantua Carpetana”, hay que mencionar, para no llevar a confusión, que también existió la Mantua real, situada entre Madrid y Toledo. Pero nosotros hablaremos de El Mito de la Mantua Carpetana.


Querido barrio, este suceso se sitúa terminando la Época del Cobre y empezando la del Hierro, alrededor del mil trescientos antes de la Era Común. Todo comienza con el príncipe Bianor, el cual sobrevivió a la Guerra de Troya y se fue a refugiarse a Albania, lugar donde fundó su reino. Su hijo y heredero Tiberis, tuvo dos hijos, el que nos interesa, por ser medio vecino nuestro, es Ocno Bianor. Ocno era su hijo ilegítimo, creado de su relación con Mantua. Tiberis intranquilo por su sucesión, decidió expulsar a Mantua y Ocno de su reino.


De esa expulsión nacimos nosotros, bueno no exactamente… mejor dicho nació la capital de los primeros pobladores de Madrid; Mantua Carpetana. Un lugar denominado por Ocno en honor a su madre. Este territorio se le consagró a la diosa Cibeles, también nombrada Metragirta, de ahí que Mantua pasó a llamarse Magerit, derivando años más tarde en Madrid.


Por otro lado, no se puede contar esta historia sin mencionar a los romanos. Los creadores de la pizza y de la denominación de “carpetanos”, dada por la localización geográfica de este pueblo. Este tiempo de romanización fue lento, pero pacífico, nuestro arcaico vecindario del Ensanche de Vallecas no buscaba conflictos ni guerras, solamente realizar intercambios comerciales. Esto les fue llevando a una homogenización de hábitos y costumbres respecto a Roma, es decir que comenzamos a comer todos los días spaghettis. En este largo proceso, se creó un nuevo urbanismo situado en los llanos, como consecuencia de la pax romana y abandonando con ello los poblados indígenas defensivos.


El hecho de que no dieran líderes históricos como Istolacio o Viriato y tampoco tuvieran encuentros importantes como Numancia o Sagunto, ha provocado que pasen desapercibidos en la historiografía tradicional, menos mal que luego llegó el Rayo Vallecano… Pero el Pau de Vallecas debe poner en el recuerdo a los que trajeron a la Gavia una sociedad tranquila, avanzada y con buenas técnicas comerciales.


En La Fibra del Barrio igual hacemos ofertas a los descendientes de los primeros carpetanos. trae tu árbol genealógico y regístrate




375 visualizaciones3 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo